lunes, 6 de mayo de 2013

Tarta de chocolate y nata













Hoy os dejo una deliciosa tarta de chocolate y nata con fresas. La receta del bizcocho la vi en el blog Dulce Sentimiento . Además ha sido la primera vez que la nata me queda tan firme, y eso ha sido gracias a la leche en polvo....ha sido todo un descubrimiento. La decoración deja bastante que desear, pero poco a poco creo que me voy entendiendo con la manga pastelera. No tengo foto del corte porque aunque las hice, han salido muy mal. Espero que os guste.

Ingredientes:
Para el bizcocho:
-150 gr. de chocolate con leche
-170 gr. de mantequilla sin sal
-250 gr de azúcar
-3 huevos L (separadas las claras de las yemas)
-370 gr. de harina
-1 sobre de levadura tipo Royal
-4 cucharadas de chocolate en polvo sin azúcar Valor
-1/2 cucharadita de sal
-300 ml. de leche a temperatura ambiente
-2 cucharaditas de esencia de vainilla

Para la nata:
-600 ml. de nata para  montar
-125 gr. de azúcar glass
-4 cucharadas de leche en polvo
-1/2 kg. de fresas para decorar

Preparación
Engrasa un molde desmoldable de 28 cm, y prepáralo con papel de hornear en la base. Para que el bizcocho se desmolde fácilmente.
Bate la mantequilla reblandecida a temperatura ambiente junto con el azúcar, hasta conseguir una mezcla blanquecina y esponjosa. Añade ahora las yemas, previamente batidas, en dos tandas, y bate otro poco más. Incorpora a esta mezcla el chocolate derretido al baño maría o con el microondas. Si lo haces al microondas, ten mucho cuidado con no quemar el chocolate. Yo lo hago en la función de descongelar, y cada 30 segundos lo abro para removerlo. ¡Ojo! espera un poco a que se enfríe el chocolate antes de añadirlo a la mezcla.
Incorporamos la harina tamizada junto con la levadura y el chocolate en polvo. Mientras bates, ve incorporando la leche y la vainilla.
No batas demasiado, sólo lo justo para que todos los ingredientes estén bien ligados.
Finalmente añade las claras de huevo batidas a punto de nieve. Hazlo poco a poco con movimientos suaves y envolventes. Sólo mezclas las claras, no bates.
Pon la masa en el molde ya preparado y hornea durante unos 50-60 minutos a 180º, o hasta que al pinchar con un palillo, éste salga totalmente seco.
No te pases con el tiempo de horneado o el bizcocho quedará seco.
Deja enfriar sobre una rejilla durante 10 minutos. Pasado este tiempo, los desmoldaremos y los dejaremos enfríar totalmente sobre una rejilla.

Cuando esté totalmente frío lo partimos por la mitad.
Ahora preparamos la cobertura y el relleno de nata. Tendremos la nata bien fría (yo la paso de la nevera al congelador unos 10 minutos antes de montarla y también meto en la nevera el bol y las varillas con que las voy a montar). Ponemos la nata en el bol bien frío y batimos a máxima velocidad. Cuando esté casi montada añadimos el azúcar glass, seguimos batiendo unos momentos y  añadimos la leche en polvo tamizada. Con la leche en polvo conseguimos que la nata quede bien firme.
Ahora, lavamos las fresas y cortamos algunas en rodajas. Ponemos una de las capas de bizcocho en la fuente donde la vamos a servir y la cubrimos con una capa de la nata que hemos montado. Cubrimos con las rodajas de fresas y tapamos con la otra parte del bizcocho.
Ponemos el resto de la nata en la manga pastelera y decoramos a nuestro gusto. Terminamos adornando con mitades de fresa.